Raquel Escobar, la madre de Joaquín Nahuel, el niño de 10 años que se volvió viral por hacer tortas para juntar dinero para pagar una cirugía reconstructiva que necesita, sorprendió este domingo al usar la cuenta de Twitter de su hijo para denunciar que sufrió ciberbullying por parte de algunos usuarios y que había tomado la decisión de cerrar la cuenta.

“Soy la mamá de Joaco. Sepan disculpar, pero ya no va a tener Twitter”, comenzó escribiendo la mujer, de 29 años, en la red social. Y explicó: “Le dijeron pastelero discapacitado, que su brazo no es lo único deformado, yo entiendo que Twitter sea así, pero es un nene y esto le está haciendo mal”.

Sin embargo, este martes el pequeño anunció que volverá a la red social con un mensaje ejemplar. "Estuve pensando lo que pasó y decidí que voy a seguir. No voy a dejar que nada ni nadie frustre mis sueños. Voy a darle para delante", comenzó diciendo el nene de 10 años.

Y luego le dio un consejo a los que están pasando por una situación similar a la de él. "Sigan para adelante, luchen por lo que quieren y no dejen que nada ni nadie impida sus sueños. Si yo soy fuerte, ustedes también los son; y una discapacidad no los hace menos, ni más" dijo. Y por último agradeció el apoyo de todas las personas que lo siguen. "Les mando un fuerte abrazo a todo".

Fuente: Minuto1

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry