La localidad de Fontana fue protagonista en la noche de ayer del secuestro de dos motos en el barrio Banderas Argentinas, las cuales tenían pedido de secuestro por denuncias de robo.

Desde la Policía señalaron que todo se inició cuando fueron informados sobre el funcionamiento de un “aguantadero” en el mencionado barrio, donde se esconderían motos “de dudosa procedencia”. Con ese dato, arribaron al lugar y hallaron dos rodados “que iban a ser desarmados”, los cuales fueron incautados y trasladados a la comisaría.

Una vez en la dependencia, precisaron que uno de los vehículos se trataba de una Motomel, denunciada como robada en la noche del último lunes, mientras que la otra moto era una Yamaha “YBR”, la cual tenía pedido de secuestro por “supuesto robo” desde el mes de agosto. Aseguran que luego se notificó a los denunciantes de la aparición de sus vehículos.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry