El director de la institución, Rubén Betbeder, dio detalles de lo que será la exposición que tendrá lugar en el Ispeaba de la capital chaqueña (Marcelo T. de Alvear 488). Además, sostiene que será “un gran aporte para los chaqueño”, y que participar de este mega-evento cultural “es un privilegio”.

En el primer día de actividades formales por la Bienal Internacional de Escultura 2022, dos actividades son las que marcaron el arranque del mega-evento en Resistencia.

El primero fue el acto de bienvenida a los escultores que competirán en esta edición de la Bienal, mientras que la otra fue la inauguración de la exposición del Museo Nacional de Calcos y Escultura "Ernesto de la Cárcova", que tiene su sede en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Éste último tuvo su apertura en la noche del viernes en la sede del Instituto Superior del Profesorado de Enseñanza Artística Bellas Artes (Ispeaba) "Alfredo Pértile", ubicado en Marcelo T. de Alvear 488 de la capital chaqueña.

Tras la presentación, la exposición tendrá lugar en el Ispeaba desde el sábado 16 al domingo 24 en el horario de 17 a 21.

En forma sintética, la muestra del Museo Nacional propone un recorrido por los 4.000 años de la escultura universal a partir de calcos de diferentes culturas, estilos y períodos.

“Para nosotros es un privilegio formar parte de la Bienal”

Rubén Betbeder es el director ejecutivo del museo, y en diálogo con la Agencia FOCO, dio detalles de la exposición y sensaciones de la participación en esta Bienal.

"En el Museo de la Cárcova estamos celebrando los 100 años de su fundación, cuando nació como escuela superior de bellas artes. La Cárcova se fue convirtiendo de a poco en un museo, con más de 300 obras que disponemos, calcos (réplicas), de esculturas de todas partes del mundo", aseguró.

"Muchas de ellas llegaron de Inglaterra, Francia, Alemania e Italia de manera de participar del centenario de la Argentina, en 1910. Luego quedaron, no fueron devueltas porque no fueron requeridas", amplió.

Así, Ernesto de la Cárcova (pintor, 1866-1927) reunió todas estas obras cuando impulsó la creación de la escuela de bellas artes, que eran utilizadas como modelos para la enseñanza escultórica. Por esa escuela han pasado artistas argentinos de renombre como Marta Minujín y Julio Le Parc.

En el marco del próximo cumplimiento del aniversario número 100 del museo, desde la institución llevan adelante una muestra itinerante para distintos puntos del país y que por estos días puede encontrarse en Resistencia en el marco de las actividades de la Bienal.

"Para nosotros es un privilegio formar parte de este proyecto, participar de la Bienal, que se ha convertido en una de las bienales más importantes del mundo. Por lo tanto, la trascendencia que tiene y el marco es excepcional. Quedé impresionado con el predio", aseguró Betbeder.

El directo señaló que en esta oportunidad “expondremos más de 30 obras, entre cabezas y relieves, que damos cuenta de 4.000 años de historia del hombre. Las cabezas y relieves que vamos a exponer pertenecen a distintas épocas de la historia del arte. Desde Egipto, Asia, Grecia, Roma, el Renacimiento. Trajimos la cabeza del 'David' (de Miguel Ángel), una obra importantísima. También de la Edad Media y algunas piezas de Mesoamérica, es decir, de la cultura de nuestro continente".

Por otra parte, también se agrega un "diálogo" de obras de artistas contemporáneos con el arte clásico. En ella se genera un contraste entre lo clásico y lo nuevo, con obras contemporáneas donadas por cuatro artistas.

“Será un aporte importante para los chaqueños”

Sobre la muestra en el Ispeaba, Betbeder manifestó que “ha quedado fantástica, el local luce increíble. Estamos contentos de estar en Resistencia, una ciudad pujante, con esta muestra”.

“Creo que será un aporte importante para los chaqueños, que sabrán valorar en su justa medida. Es un esfuerzo muy grande de la Fundación Urunday para que podamos concretar esta iniciativa”, concluyó.

Sobre el Museo Nacional “Ernesto de la Cárcova”

El Museo "De la Cárcova" de la Universidad Nacional de las Artes es un espacio cultural dinámico e inclusivo abierto a toda la comunidad. En sus salas se exhibe de modo permanente la colección histórica de calcos -reproducciones en yeso de originales- de obras maestras escultóricas expuestas en museos como el Louvre de París, el Británico de Londres, el Nacional de Antropología de México o la Academia de Florencia.

Abarca más de 4.000 años de historia proponiendo recorridos a través del Arte Egipcio Antiguo, Mesopotámico Asiático, Hindú, Griego, Romano, Románico, Gótico, Renacentista, Manierista, Mesoamericano y Andino.

Es escenario de experimentación y divulgación de las diversas producciones artísticas y de investigación generadas por estudiantes, docentes y graduados de los distintos departamentos y áreas transdepartamentales de la UNA, como presentación de proyectos de graduación, conciertos, exposiciones, espectáculos de danza, teatro, audiovisuales y multimedia, entre otros.

El Museo universitario es sede, además, de congresos, conferencias, workshops y jornadas de intercambio que lo articulan con el resto de la sociedad.

 


COMPARTIR