El proyecto que contempla la construcción de una estación de bombeo y 3.000 conexiones domiciliarias permitirá universalizar el servicio en la localidad.

El vocal de Sameep Omar Chávez constató, junto a la intendenta Glenda Seifert, el avance de obras del Sistema de agua potable para Pampa del Infierno, que permitirá ampliar el servicio con una cobertura del 100 por ciento. El proyecto contempla la construcción de una estación de bombeo y 3.000 conexiones domiciliarias para distribuir agua a toda la comunidad.

La obra, cuya longitud es de 26.470 metros de cañería, es financiada por el Ente Nacional de Obras Hídricas de Saneamiento (ENOHSA), a través del Programa PROFESA y el plazo de ejecución es de ocho meses.

Chávez destacó la decisión política de los gobiernos nacional y provincial para llevar a cabo esta importante obra para las y los chaqueños. “Esta obra permitirá universalizar el servicio en Pampa del Infierno, esto se puede desarrollar gracias al avance del Segundo Acueducto del Interior, porque a partir de disponer agua en cantidad suficiente se pueden realizar obras de distribución en cada una de las localidades”, remarcó.

La intendenta señaló que la obra marcará un antes y un después para las y los habitantes de Pampa del Infierno. “Es una reparación histórica para la localidad y cambiará la calidad de vida de todos los habitantes, que tendrán agua de calidad y cantidad en sus hogares”, sostuvo Seifert.


COMPARTIR