El Millonario, que viene de ser eliminado en la Copa Libertadores, cayó como local ante el Tomba por 2 a 0, que logró la ventaja con goles Martín Ojeda (21m PT) y Gonzalo Abrego (24m PT), en un partido que se jugó en el estadio Más Monumental.

River Plate perdió con Godoy Cruz, de Mendoza, por 2 a 0, en el Monumental, en otro traspié en la Liga Profesional de Fútbol, luego de la dolorosa eliminación en los 8vos. de final de Copa Libertadores ante Vélez Sarsfield del miércoles pasado.

Martín Ojeda y Gonzalo Abrego marcaron para el equipo mendocino que sufrió la expulsión de Gianluca Ferrari, a falta de cinco minutos para la finalización del primer tiempo del partido válido por la séptima fecha del torneo.

El club de Núñez acumuló la segunda derrota consecutiva, luego del 3-2 ante Huracán, y se quedó con 8 puntos, fuera de la zona de clasificación para la Copa Libertadores 2023.

Godoy Cruz obtuvo un valioso triunfo en su lucha por mantenerse en primera división y con 13 unidades escaló a las posiciones principales.

La gran diferencia estuvo en el primer tiempo cuando Godoy Cruz, en una ráfaga, se puso en ventaja por duplicado en un Monumental colmado y acentuó lo insinuado en los primeros minutos.

Ojeda sacó provecho de un pase en profundidad y definió al primer palo defendido por Franco Armani. El asistente Juan Manuel Velázquez levantó la bandera y Nicolás Lamolina sancionó fuera de juego, pero la revisión del VAR hizo justicia; Ojeda estaba habilitado.

Minutos después, Godoy Cruz ahondó el desconcierto de River con el tanto de Abrego, quien apareció en soledad para definir en el área chica a través de un centro por el sector izquierdo.

Los pases imprecisos fueron una constante en un River que ya no tuvo a Julián Álvarez (fue presentado en Manchester City) y Enzo Fernández (el lunes viajará a Portugal para sumarse a Benfica).

Además, Godoy Cruz cerró la proyección de Milton Casco y cortó el circuito de juego entre Enzo Pérez y Nicolás De La Cruz. Sólo Rodrigo Aliendro, expulsado en tiempo cumplido por revisión del VAR, se mostró como una salida, pero le faltó compañía.

La primera llegada de River en el primer tiempo ocurrió recién a los 45 minutos con un remate cruzado del solitario Lucas Beltrán.

En ese entonces, Godoy Cruz ya jugaba con uno menos por la doble amarilla a Ferrari debido a una fuerte infracción a Aliendro y a la posterior protesta.


River salió en el segundo tiempo con cuatro cambios y otra actitud. El equipo de Marcelo Gallardo avanzó unos metros en el campo, una tarea facilitada por un rival disminuido en su formación.

El arquero Diego Rodríguez se convirtió en figura y sostuvo a Godoy Cruz en los remates de Paulo Díaz: primero con un disparo de media distancia y luego con un cabezazo. Poco después generó una gran atajada en otro intento de Beltrán, esta vez de cabeza.

Con Juan Fernando Quintero y Esequiel Barco, River tuvo más presencia en ataque. A eso le sumó las proyecciones de Santiago Simón y Andrés Herrera, pero le falto precisión en el último toque.

Godoy Cruz defendió con entereza y estuvo atento ante cualquier error de un River jugado en el retroceso que no pudo descontar, pese a la gran oportunidad de Beltrán. Su remate dio en su compañero, Herrera, y se fue por encima del travesaño.

La hinchada de River, que acompañó en gran número, alentó a su equipo hasta el final aunque se retiró preocupada por un primer tiempo muy discreto que no pudo ser disimulado por la entrega de la segunda etapa.

En la próxima y octava fecha, River jugará como visitante ante Vélez y Godoy Cruz recibirá a Lanús.


COMPARTIR